Cómo ser brand manager

Una nueva posición en el mundo del marketing es la del brand manager. Ahora, cualquier empresa sabe que debe formarse una marca. Una que debe ser reconocible por el público. Y ahí, tras la instauración de la idea de marca es donde aparece esta nueva profesión. Hace tiempo que la publicidad dejó de ser un cúmulo anuncios que asaltaban en todas partes y a todas horas. El mundo del marketing se movía rápido, pero hemos entrado en el del branding. Conocer estos nuevos conceptos y trabajarlos (como el de community manager) de forma rápida hace que esa persona sea de gran valor para una empresa.

¿Qué es un brand manager?

Es un nuevo perfil profesional que buscan las empresas. Sobre todo aquellas grandes que tienen más de una marca bajo su nombre o desean crearse una y quieran delegar el trabajo a una persona. Son “gerentes de marcas”, es decir, son personas que controlan las decisiones que hacen que una marca lo sea. Sobre ellos cae la responsabilidad que una marca sea esa marca y no otra. Tienen control sobre los planes, las estrategias y los resultados de la marca. Aunque, debido a esa gran responsabilidad sería mejor hablar de ellos como directores de marca. Jefes y coordinadores a la vez.

¿Qué hace un brand manager?

La labor del brand manager no es única, sino un conjunto de ellas. Y demanda  habilidades como: análisis, coordinación y visión estratégica. También exige algunas habilidades sociales como una comunicación clara, liderazgo y gestión emocional de equipos de personas diversas, etc.
Si hablamos de funciones, podemos englobar las siguientes:

  • Gestión y coordinación de la estrategia
  • Ejecución de campañas de marketing
  • Gran resolución de conflictos y problemas
  • Investigación del mercado y la competencia
  • Diseño
  • Gestión de presupuesto
  • Análisis de los resultados de las campañas realizadas

Además de todas estas funciones, también tiene otras transversales. Se  relaciona, además de con los departamentos de marketing y comunicación, también con el comercial y financiero.

¿Cuál es el fin último de un brand manager?

Debe buscar aportarle valor de mercado, ventaja competitiva, preferencia a la empresa a través de una marca coherente. Esa marca no es solo un logo reconocible. Es una serie de pasos y campañas que tienen sentido. Que siguen una misma línea dentro de una empresa. Por ello, que una sola persona sea la responsable de ello tiene sentido. Y que las empresas piensen en ello las hace avanzar. Una organización que piensa en el futuro debe centrarse en la marca. Es el paso lógico a dar. Las compañías no son los productos que la forman, si no que esos productos se agrupan bajo una marca que debe ser mucho más visible.

En definitiva, el perfil profesional del brand manager es muy demandado, pero tiene unos requisitos que no todas las personas pueden llegar a alcanzar. Tiene que ver con tener una personalidad extrovertida y ganas de llevar la iniciativa y el liderazgo. Además de poseer una mente creativa pero, a la vez, muy analítica. Es tener los mandos de algo y que parezca que las responsabilidades se diluyen de lo mucho que hay que saber delegar y controlar.

Dejar respuesta

  He leído y acepto la política de privacidad

Información básica de protección sobre datos personales